La estación de tren que fue construida sólo para disfrutar del paisaje

Una llamativa estación de tren fue inaugurada en Japón y tiene una particularidad: no tiene entrada ni salida, simplemente es una parada para que las personas puedan bajar a apreciar los increíbles paisajes del lugar.

La estación Seiryu-Miharashi -nombre que se traduce al español como “estación de plataforma de observación de arroyos claros”- se encuentra en la línea Nishikigawa Seiryu, en el sur de Japón.

Los pasajeros que bajan allí, mientras el tren se detiene, pueden disfrutar de vistas impactantes del río Nishiki y del bosque circundante.

Para poder visitar esta plataforma, es necesario viajar en uno de los ferrocarriles especiales que pasan por ahí. Hay varias opciones, dependiendo del recorrido que se quiera hacer.

Los trenes paran aproximadamente 10 minutos, para que todos puedan bajar y sacar fotos. Una vez terminado ese tiempo hay que volver a abordar el tren y nadie se puede quedar ahí.

Fuente: voydeviaje.com